Los mitos y verdades sobre comprar una casa

Escrito por Buscando CasaPara comprar la casa ideal

los mitos y verdades sobre comprar una casa

Si ya te decidiste a comprar una casa, necesitas conocer estos mitos y verdades sobre la adquisición más grande de tu vida.

Como si se tratara de un tema místico, el comprar una casa está rodeado de mitos y verdades que pueden afectar seriamente esta decisión; en esta ocasión conoceremos cuatro rumores que debes tener en cuenta y, sobre todo, la realidad de las cosas. Es muy importante que preguntes a un experto e investigues para hacer la mejor inversión de tu vida: construir tu hogar.

Mitos y verdades

Mito: “Es riesgoso comprar una casa en preventa”.

Verdad: Cuando compras una casa antes de que la acaben, o incluso antes de que la comiencen a construir, depositas tu confianza en la compañía inmobiliaria. Este tipo de transacción trae consigo varias ventajas, por ejemplo, que durante el tiempo que se construye tu propiedad podrás haber pagado un buen porcentaje de la misma, así te faltará menos tiempo para por fin liquidar tu deuda. Por otro lado, al ser de los primeros compradores tendrás beneficios adicionales, como mejores precios o escoger la ubicación dentro del complejo habitacional, además de ver el proceso completo de construcción.

Mito: “Ya no hacen las casas como antes”.

Verdad: Las necesidades han cambiado y de su mano van las características de las construcciones. La calidad de las estructuras ha mejorado increíblemente: desde la tecnología de los materiales hasta las regulaciones en materia de seguridad. Aunque erróneamente se vea como un defecto, no construir casas como se hacía durante el siglo pasado es algo bueno. De igual forma, los espacios que requieren los habitantes han cambiado: antes no se utilizaban tantos baños como ahora, ni había habitaciones especializadas; esto impacta directamente en la distribución de las nuevas casas. Los constructores conocen las tendencias actuales y las necesidades del mercado, por ello ajustan los diseños (arquitectónicos y funcionales) a éstas: siempre en busca de estar en la vanguardia para poder competir y ofrecer los mejores productos a sus clientes.

Mito: “Una casa nueva pierde su valor en cuanto se habita”.

Verdad: Las casas adquieren más valor conforme pasa el tiempo, siempre y cuando el desarrollo urbano sea de calidad. Asegúrate de que tu casa cuenta con todos los servicios básicos, y si es posible amenidades extras, y que la zona en la que se encuentra tenga posibilidades de desarrollo para que veas crecer tu patrimonio. Recuerda que los bienes inmobiliarios son una inversión y que no son como cualquier producto que pierde su valor cuando lo estrenas.

Mito: “Siempre hay que esperar a que entreguen la casa”.

Verdad: Aunque es verdad que existen constructoras incapaces de entregar las casas en el tiempo estipulado debido a su falta de capacidad o experiencia, la mayoría no son así. En ocasiones los retrasos pueden deberse a distintos trámites administrativos con los gobiernos municipales, prestadores de servicios o, incluso, con las instancias federales encargadas de regular. De hecho, hay ocasiones en la que los tiempos se adecúan tan bien, que la constructora entrega las nuevas casas con tiempo de sobra y antes de lo acordado. Sobre ello te recomendamos recurrir a empresas mobiliarias con el respaldo necesario para no pasar momentos desagradables.

Ahora que distingues entre los mitos y verdades de adquirir una propiedad, ¡no esperes más para comprar la casa de tus sueños!

Recomendados para ti

Asesor - Buscando Casa

SOLICITA INFORMACIÓN


*Aviso de privacidad